Caracas rinde honores a las víctimas de la represión de Nicolás Maduro

11/02/2019 Rossy Franco

A cinco años de aquel 12 de febrero donde fue asesinado el joven Bassil Da Costa,  habitantes de las distintas parroquias populares de Caracas, se apostaron en la esquina de Tracabordo, ejecutando una protesta pacífica en homenaje a los jóvenes asesinados durante las manifestaciones de 2014, 2017 y 2019 contra el Gobierno de facto de Nicolás Maduro.

Carlos Julio Rojas, coordinador del Frente en Defensa del Norte de Caracas, lideró la concentración, en la cual hizo alusión a los tantos mártires de la democracia a manos de los cuerpos de represivos de "el dictador Nicolás Maduro".

"No olvidamos a José Alejandro Márquez, nuestro Conan Quintana, o el niño de 17añitos Carlitos Moreno, por solo mencionar algunos, a quienes la tiranía, a punta de plomo, les arrebató la vida solo por el delito de protestar en contra del régimen. Nuestro mayor homenaje a ellos es seguir luchando por reconquistar la libertad y democracia".

Rojas enfatizó que no se puede olvidar a esos chamos de las barriadas de Caracas, quienes, en enero de este año 2019, se rebelaron contra la dictadura y fueron objeto de una represión feroz. Recordó a jóvenes como so Alixon Pisani de tan solo 19 años, asesiandos por la Fuerza de Acciones Especiales (FAES) en Catia solo por el hecho de trancar la calle exigiendo la salida de Maduro.

También puede interesarle: Canciller peruano a militares venezolanos: "Dejen entrar la ayuda humanitaria"

Otra de las víctimas fue Nick Borges de apenas 18 años, ajusticiado en las protestas de las Adjuntas. Estefany Layoy de 20 años, quien era madre de dos niños que dejó huérfanos, luego de salir a manifestar porque tenía un mes sin gas y clamaba el derrocamiento de la dictadura. "Hay que recordar estos nombres que han dado su vida por una Venezuela libre”, señaló Rojas. 

Carlos Julio Rojas quien es expreso político de la represión del gobierno de Nicolás Maduro y es miembro de la Asamblea de Ciudadanos de Candelaria responsabilizó al dictador de ordenar el asesinato de decenas de caraqueños, usando a esos escuadrones de la muerte, del FAES y  el Comando Nacional Antiextorsión y Secuestro (CONAS), para infundir terror allanando y ajusticiando al que decida adversar a la tiranía.

“Debemos visibilizar estos casos ya que no hay mártir de primera o de segunda, como ayer fue Fabricio Ojeda hoy son Bassil Da Costa, Alixon Pisani o Nick Borges”.

Carlos Julio Rojas, destacó que ese mismo pueblo de los sectores populares que en el pasado llevó a el poder a Hugo Chávez, en la actualidad decidió encabezar una rebelión popular sin retorno por sacar del poder al usurpador Nicolás Maduro. Hizo alusión además a la crisis que se vive en Venezuela la cual abarca el campo social y político.  No hay agua, electricidad, ni gas ni comida. "(...) no dejaremos que nos arrebaten los pocos resquicios de libertad y democracia aún vivos en Venezuela”, aseguró el líder comunitario.

Redacción NotiVenezuela.com